martes, 26 de octubre de 2010

Convivencia con otras mascotas

Convivir con otras mascotas es posible y deseable
La convivencia con otras mascotas es posible si se dan algunas condiciones previas, como que el animalito que ya tengamos en casa sea tranquilo y no dominante y de un tamaño que no ofrezca peligro para el perrito.


La convivencia con otras mascotas es posible cuando nosotros hayamos dejado perfectamente establecido que "el jefe de la manada" somos nosotros, y que "el nuevo" es alguien de nuestra pertenencia que todos deben aceptar.


El contacto con otras mascotas, hasta es deseable, ya que nuestro cachorro jamás se aburrirá (fuente de muchas travesuras)y se sentirá acompañado cuando no estemos en casa.


En los primeros momentos hay que hacer las presentaciones, con calma y firmeza, siempre observando el comportamiento de ambos y corrigiendo las conductas que no deseamos.


También debemos medir las manifestaciones de afecto para no despertar celos o competencias innecesarias. Deberíamos repartir los mimos por igual.


Es importante que nos aseguremos que en los juegos no puedan dañarse, si es un gatito, se le tiene que cortar las uñas. Si es otro perro de mayor contextura física, hay que mantener la vigilancia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

También aparecemos en Grippo