martes, 17 de mayo de 2011

El vínculo con el Perro Miniatura





Si bien el vínculo de los seres humanos con el perro se remonta desde los orígenes mismos de la humanidad, la "creación" por parte del hombre de perros miniaturas para que le haga compañía dentro de su hogar, para dar y recibir afecto, para que exhiba su rutilante belleza, lo convierten en un vínculo diferente a cualquier otro que se pueda establecer con alguna mascota.




Nos resulta muy difícil encontrar un parecido entre un pequeño perro miniatura como el Bichón Maltés y un lobo; entre un chacal y un Caniche/Poodle. Sin embargo el perro, el lobo y el chacal pertenecen al grupo Canis que desde hace 1 millón de años viene desarrollándose hasta convertirse en el perro actual.                                              





Las diferentes razas caninas se fueron formando por mutaciones naturales, por factores ambientales y fundamentalmente por la intervención del ser humano quien acentuó o descartó diferentes características según su conveniencia.




Se buscaba perros de trabajo, perros de caza y también perros de compañía. Éstos eran los que vivían adentro de las casas, por lo tanto se necesitaba que su tamaño fuera reducido, que tuvieran una estética que impactara y un temperamento dócil,tierno y afectuoso.




El perro miniatura que habita dentro de los hogares desde hace miles de años compartiendo su vida con la nuestra y la de nuestros seres queridos es considerado desde antaño como un miembro más de la familia.




Está bien que sea así, pero el error que se comete con mucha frecuencia es que nos olvidamos "que el perro miniatura es un miembro de nuestra familia de OTRA ESPECIEque no quiere decir que sea menos o inferior a la especie humana.
 Es un miembro de nuestra familia de diferente especie que la humana.




Por lo tanto no podemos vincularnos de manera igual a como lo hacemos con las personas, porque estaríamos no sólo equivocándonos sino también siendo injustos con esos maravillosos seres que son los perros miniatura.


El perro miniatura se ha convertido en una especie social mucho más que en los principios de sus orígenes debido fundamentalmente a dos factores:


* La compañía de un perro nos acerca a la naturaleza, de la cual estamos muy apartados viviendo en las grandes urbes y por la que sentimos la necesidad de incluirla en nuestros pequeños habitat urbanos.




* Muchos hogares están conformados por un solo miembro o por un número muy reducido de ellos; las obligaciones son muy demandantes y competitivas. Todo ello nos lleva a la necesidad de establecer vínculos afectuosos, amistosos y tiernos. Ese vínculo se suele encontrar en ese ser social que es el perro miniatura
afecto sin condiciones ni exigencias




Los vínculos que se establecen con el perro miniatura son siempre muy cercanos, muy emocionales y muy poco racionales. Es frecuente que se refieran a ellos como a personas y más precisamente como a niños o como "hijos".


Los perros miniatura son seres sociales que buscan permanentemente la compañía de sus dueños, que se angustian si son separados de ellos, que demandan atenciones y afecto igual que los niños o igual que nuestros hijos.
Esa similitud hace que muchas personas sientan que el vínculo que establecen con los perros miniatura sea similar a los que se establece con un niño/hijo.




Sigmund Freud solía decir que él prefería la compañía de los animales a la de las personas ya que éstos al no tener una personalidad dividida eran más sencillos. 
Giovanni Paolo Panini (Piacenza 1691-Roma 1765) pintó a estos perritos ¡¡satisfaciendo sus instintos!!
Por personalidad dividida entendía el intento del hombre por adaptar sus instintos a las normas de civilización y que ésto lo llevaba a tener una idiosincrasia con componentes muy desagradables como: la falsedad, la cobardía, la falta de respeto, etc. Todo producto del conflicto entre el instinto y la cultura. Nada de ello afecta a los animales por eso convivir y vincularse con ellos es mucho más simple.

2 comentarios:

  1. La verdad es que parece imposible que según qué razas de perro desciendan de los lobos. No tengo ni idea de cómo el ser humano ha hecho que los perros cambiaran tanto, adaptándolos a según que cosas, y creo que prefiero no saberlo jejeje.

    Sin duda el perro es otro miembro más de la familia. Mucha gente prefiere tener perros a hijos y no creo que sea nada raro.

    Tener a un compañero perruno la verdad es que es una experiencia muy bonita. Yo tengo a Yuki desde enero y la verdad que a todos en casa nos tiene locos de contentos, el cariño que nos da es enorme y nos quiere con locura, al igual que nosotros a ella. Es muy bonito el vínculo que se crea.

    Saludos!!!

    ResponderEliminar
  2. Si tenés una Maltecita, ¡me imagino! como los debe querer. La devoción de esos perritos por sus dueños es única y muy difícil de explicar.
    La intervención del hombre en la "creación" de perros miniatura ha sido a lo largo de miles de años y realmente ha sido muy buena.
    En su intervención con otras razas ha sido bastante desafortunada ¿sino cómo llamaríamos el que se haya creado perros de pelea, para la caza, para la guerra?
    Por suerte nuestras pequeñísimas mascotas son un dechado de belleza y dulzura, sólo creadas para amar, dar amistad y amorosa compañía.
    Besitos

    ResponderEliminar

También aparecemos en Grippo