jueves, 26 de enero de 2012

Historia de Smoky Yorkshire Terrier en la Segunda Guerra


Esta es la extraordinaria historia de Smoky, una perrita Yorkshire Terrier, de apenas 2 kilos (4 libras)y su actuación en la Segunda Guerra Mundial al lado de su inseparable amigo y compañero: el cabo William A. Wynner.
A finales de la segunda guerra, hacia 1944 en plena selva de Nueva Guinea,
 un soldado
estadounidense encontró a una pequeña perrita Yorkshire Terrier adentro un cráter ocasionado por los intensos bombardeos que se daban en el lugar.

Nueva Guinea era un lugar estratégico debido a su posición cercana al norte de Australia.
 Su gran superficie proporcionaba terreno suficiente para establecer bases terrestres, aéreas y navales; por lo tanto los combates allí fueron muy intensos por aire, mar y tierra.
El conflicto en el lugar comenzó en 1943 y terminó en agosto de 1945 comandados por
el Gral. MacArthur de EE.UU y Hitoshi Imamura del Japón
El cabo Willian A. Wynne combatió durante 2 años (de 1943 a 1945) en el Escuadrón
 N°26 de reconocimiento fotográficos aéreos.
Como fotógrafo aéreo, voló en13 misiones de combate con el Escuadrón de Emergencia y RescateFue condecorado por su valor en 10 oportunidades.
Compró a Smoky en 6,44 dólares o 2 libras australianas ganados en partidas de poker, que era un juego muy popular entre los soldados.
En un principio creyeron que la pequeña Yorkshire Terrier pertenecía a los japoneses que combatían allí, pero al observar que no respondía a ninguna orden dicha en japonés, lo descartaron.
Tampoco parecía entender las palabras dichas en inglés, su origen era todo un misterio.
Grace Guderiam, quien sirvió de enfermera en el mismo lugar y época donde fue encontrada Smoky,  contó años más tarde, que había  perdido a su Yorkie a la que llamaba Christmas en el momento de su traslado.
Cualquiera que haya sido su anterior dueño, deja de tener importancia desde que Smoky y el cabo Williams (Bill) Wynner se encontraron y se cuidaron mutuamente para no separarse nunca más.
El cabo Wynner le enseñó varios trucos: saltar aros, andar en scooter (en la foto aparece con un disfraz de payaso hecho con tela de paracaidas), bailar el vals, etc.
Ella fue su inseparable e incondicional compañera.
Ambos compartieron las raciones de  comida, de agua, viajaba con él dentro de su mochila y dormía adentro de su carpa, en su casco.
Sufrió junto a ellos los peligros de las batallas, el calor húmedo de la selva, la picadura de insectos, tifones...¡pero ella siempre fiel junto a su compañero!
Participó en 150 ataques aéreos y en 12 misiones de rescate. 
El cabo Bill Wynner le 
enseñó a saltar en un paracaídas especial desde una torre de 10 metros.


Habrá sido un auténtico espectáculo ver a los soldados bajo el fuego enemigo, arma en mano y con una pequeñísima Yorkie bajo el brazo
Una de sus tantas proezas fue cuando tuvieron que pasar un cable telegráfico para mantener comunicado al ejército estadounidense con sus aliados.

Tenía que pasar por una tubería de 22cm que estaba debajo de una pista de aterrizaje, en algunos tramos el caño estaba atascado, así que debía sortear esto también.
Wynner le ató el cable y del otro extremo la llamaba: "¡Ven Smoky, aquí nena!"
Y así fue como Smoky cumplió otra más de sus múltiples acciones valerosas por puro amor y confianza en su amigo.

Después de un tiempo muy angustioso, la dulce y valiente Smoky apareció del otro lado de la tubería, cansadísima pero confiada plenamente en Bill, quien la abrazó junto con todos sus compañeros, agradecíéndole el haber cumplido una misión tan difícil que tuvo una importancia fundamental en el desenlace de los combates posteriores.
Ganó el 1°premio del concurso de mascotas. En la foto con el 2° premio perteneciente a la marina.

Fue la mascota indiscutible de la 5ta. Fuerza Aérea del Regimiento N°
26 .
Al terminar la guerra, partió junto a su inseparable compañero rumbo a los Estados Unidos, escondida en  el estuche de una máscara de oxígeno.
Smoky, la Yorkshire heroina, fue condecorada por haber participado en 12 misiones de combate y recibió 8 premios más, por actos de valor en combate.
En los siguiente 10 años Smoky y su amigo participaron en el mundo del espectáculo, llegando a tener su propio programa televisivo en donde mostraba todas las gracias que su amigo le había enseñado.

En la foto con Trenty la perra Dálmata que había quedado en su hogar cuando Bill partió a la guerra.
Smoky fue también el primer perrito en usarse como terapeuta.
Visitaba los hospitales de los veteranos ayudando a muchísimos heridos graves.
Apareció en innumerables publicaciones, diarios y revistas en donde se contaban las hazañas de los diferentes perros  u otras mascotas que actuaron en la 2°Guerra, pero en todas sobresalía ella por su larga y persistente actuación.

También quedó documentada su larga trayectoria como perrito de asistencia a los heridos de guerra.
En el museo donde están guardados los recuerdos de estos terribles acontecimientos, ella tiene un lugar muy destacado.

En la foto la campera que usaron los soldados del batallón N°26 de la 5ta Fuerza Aérea, con la imágen de Smoky dentro del casco de su amigo y protector
Estos son todos los libros que se han escrito sobre ella. Smoky II los está mirando con orgullo.
Bill Wynner y Smoky II al lado de uno de los 6 monumentos de la pequeña Smoky
Bill Wynner y Smoky II en una de sus muy frecuentes charlas a las tropas  de la  fuerza aérea en donde trasmitíaa su experiencia con la dulce Smoky


"Mi Yorkie Doole Dandy (patriota)podía hacer que los soldados olvidaran los problemas de la guerra; a los enfermos graves les daba felicidad, les sacaba una sonrisa, aún en medio del dolor y esto le daba fuerzas para salir adelante..."
La dulce y valiente Smoky falleció a los 14 años, el 21 de febrero de 1957, fue enterrada  debajo de su monumento en Cleveland Park.

1 comentario:

También aparecemos en Grippo